Rendirte nunca en el marketing de redes : ¿ Por qué y cómo ?

Bienvenido a este artículo en el que te daré mis consejos para no rendirte nunca.

Si estás aquí, es porque quizás estás pasando por una mala etapa en tu negocio de MLM.

O tal vez quieras empezar pero te da miedo abandonar después de unas semanas.

Abandonar a veces te hace siente como una especie de liberación.

Es cierto, todos lo hemos experimentado.

Cuando te enfrentas a una situación difícil, después de uno o varios fracasos, rendirse puede ser un alivio.

Ya no tienes que llevar ese peso sobre tus hombros.

Salvo que, tú lo sabes, yo lo sé, todos lo sabemos, el alivio dura poco.

Así que para seguir desafiando los obstáculos contra viento y marea, aquí tienes 4 buenas razones para no rendirte nunca.

En primer lugar, me gustaría ofrecerte una formación gratuita para ayudarte a desarrollar tu marketing de red.

Con esta formación, aprenderás una nueva forma de prospectar de forma masiva y automática.

Esta técnica está probada, te lo aseguro.

Esta es una buena manera de no rendirse nunca.

¿ A qué te arriesgas ?

Volvamos al punto : nunca te rindas.

¿ Por qué crees que es así ?

 

Rendirte nunca, para no arrepentirte

 

Frases como «si lo hubiera sabido» o «si sólo» deberían estar prohibidas en tu vocabulario.

Y la única manera de evitarlos es aguantar y no abandonar nunca lo que estás haciendo.

Para no lamentarte, hay que afrontar las dificultades y seguir adelante, es fundamental.

 

Rendirte nunca y Nnnca renuncies a aprender y crecer

 

Nelson Mandela dijo : «Nunca pierdo. O gano o aprendo. «

Cuando algo no funciona como uno quiere, pasa por varias fases.

Sea lo que sea, aprende de ello para no repetirlo y no te rindas nunca.

Aprender de tus fracasos y errores te hará evolucionar, aumentarás tus capacidades, y esto sólo puede ser beneficioso.

Sólo puedes salir ganando.

Además, el camino que se recorre no es más que la experiencia que se adquiere.

 

Abandonar es una forma de fracaso

 

La única manera de no fracasar nunca es no rendirse.

Si te rindes, estás poniendo fin a todos los esfuerzos que habrás realizado para que funcione.

El fracaso no es un fin en sí mismo, no si decides seguir adelante y no rendirte nunca.

Por lo general, es tu actitud hacia el fracaso la que determinará tu éxito.

No puedes rendirte hasta que tengas éxito

La última razón para no rendirse nunca es el éxito.

Todos tus esfuerzos no pueden ser en vano.

Si sigues con ello y sigues avanzando, tu éxito será mayor.

Disfrutarás del éxito que te mereces.

Además, a menudo es justo antes de que te rindas cuando tus esfuerzos dan sus frutos.

Antes de continuar, quiero compartir contigo esta cita de Bill Clinton que se me quedó grabada hace muchos años :

    «Si tienes una vida larga, cometerás errores. Pero si aprendes de ellos, serás mejor persona. Se trata de cómo manejas la adversidad, no de cómo te afecta. Lo más importante es no rendirse nunca, jamás. «

    Bill Clinton

¿ Estamos de acuerdo ?

¿ Estás preparado para (re)ponerte en el camino correcto ?

En primer lugar, para que te pongas en situación para este artículo, te sugiero que veas este vídeo de motivación que también te da buenas razones para no rendirte nunca :

Bueno, sigamos con ello.

Voy a contarte lo que he aprendido y a darte mis consejos para no rendirte nunca.

Una de las grandes cosas del network marketing es que los campos de negocio son muy amplios.

Puedes elegir la empresa y el entorno en el que vas a trabajar.

Esto me lleva a mi primer punto.

 

Encuentra lo que te gusta 

 

«Elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día en tu vida». Confucius

Si aún no has empezado en el MLM, sólo tienes que informarte más sobre él, y entrar en un campo que te hable, que te emocione.

Investiga, lee e infórmate sobre las diferentes empresas que puedan interesarte.

Puedes contactar con distribuidores relacionados con el ámbito que te interesa.

Si ya estás involucrado en el marketing de red y no te gusta lo que estás haciendo, no te preocupes, tienes que hacer algo al respecto.

No hay nada que te impida seguir adelante.

El error es humano y puedes tomarte el tiempo necesario para encontrar tu camino.

El hecho es que si te gusta lo que haces, no querrás dejarlo.

 

Rendirte nunca : encuentra tu «cosa «

 

¿ Eres un profesional de las redes sociales ?

¿ Te gusta escribir y bloguear ?

¿ Prefieres hacer vídeos en plataformas de streaming ?

¿ O los podcasts ?

Sea lo que sea, de nuevo, si esto es algo que te gusta hacer, no querrás dejarlo.

Disfrutarás de lo que haces y sólo conseguirás cosas buenas.

¿ Cuál es tu valor añadido ?

Es importante no dispersarse demasiado y hacer varias cosas a la vez.

Encuentra tu «cosa» y pon todas las posibilidades de tu lado haciéndolo lo mejor posible.

Recuerda por qué lo haces

Para no rendirse nunca, díte a ti mismo las razones día tras día.

Tal vez te involucraste para llegar a fin de mes.

O porque has estado inactivo profesionalmente durante un tiempo y quieres tener una actividad.

Tal vez quieras cumplir un gran sueño, complacer a tu familia, irte de viaje.

Tener contacto con la gente, ayudarla a sentirse bien, cuidarla.

Sea cual sea el motivo, recuerda por qué lo haces.

Es una buena razón para no rendirse nunca.

 

Comprométete con el éxito para no rendirte nunca

 

Ahora que has encontrado lo que te gusta y sabes por qué, es el momento de ir al grano.

Quiero decir, realmente.

El compromiso es una promesa que te haces a ti mismo para no rendirte nunca.

Decir «voy a intentar» que mi negocio sea un éxito, y «voy a» hacer que mi negocio sea un éxito no es lo mismo.

No tiene la misma resonancia.

Asumir ese compromiso significa que crees en él.

Te estás poniendo en la posición adecuada para conseguirlo.

 

Establecer objetivos alcanzables

 

Establecer objetivos es una buena manera de no rendirse nunca.

Sí, pero con objetivos alcanzables.

Déjame explicarte.

Digamos que tu objetivo final es poder vivir de tu negocio algún día.

Se trata de un objetivo a largo plazo.

Para alcanzar este objetivo, tendrás que pasar por pasos intermedios.

Encuentra dos nuevos prospectos por semana, por ejemplo.

O hacer un determinado volumen de pedidos para el final del mes.

Son objetivos a corto plazo que te ayudarán a alcanzar tus objetivos a largo plazo.

Además, alcanzar regularmente los objetivos que te propones te dará la satisfacción que necesitas para no rendirte nunca.

 

Cómo no rendirse nunca : encontrar el equilibrio en el trabajo

 

No ocurrirá de la noche a la mañana.

Al principio, tendrás que experimentar para encontrarlo.

Tómate tiempo para pensar en lo que te conviene :

  •     ¿ Cuál es el ritmo de trabajo adecuado para ti ?
  •     ¿ Prefieres trabajar por la mañana o por la tarde ?
  •     ¿ Cuáles son tus obligaciones y prioridades personales ?
  •     ¿ Y tus prioridades profesionales ?
  •     Etc…

Tomarse el tiempo de hacerse estas preguntas es una inversión en el futuro.

Te permitirá salir con la cabeza despejada y tener un ritmo que te convenga y que seas capaz de mantener a largo plazo.

Esto me lleva al siguiente punto, que es igualmente importante.

Prueba la visualización positiva :

Se trata de proyectarse en una situación o lugar en el que te sientas bien.

Tu cerebro no sabe discernir una situación que ha sucedido realmente de una completamente imaginada.

Haz un ejercicio muy corto :

Digamos que vas a conseguir el trabajo de tus sueños.

Ponte cómodo y apaga todo lo que pueda distraerte (televisión, música, teléfono)

Imagina el trabajo que te haría soñar :

  •     ¿ A qué te dedicas ?
  •     ¿ Cómo trabajas ?
  •     ¿ Tienes responsabilidades ?
  •     ¿ Cuánto ganas ?
  •     Etc…

Mira este trabajo como si realmente lo tuvieras, como si ya fuera tuyo.

Y volver a hacerlo con regularidad.

Esto te permitirá encontrar este sentimiento y proyectarte, y estarás abierto a poner en marcha acciones concretas para conseguirlo.

 

Tomando descansos de vez en cuando

 

Me vas a decir que dormirte en los laureles no va a ayudar al caso.

No te estoy diciendo que tengas que desconectarte cada vez que estés molesto.

Te digo que a veces, para empezar bien, hay que descansar.

El descanso es esencial para el cuerpo, para el cerebro y también para la moral.

Y a no rendirse nunca.

 

Tener tu propio negocio es súper estimulante

 

La estructura lo es todo cuando eres empresario.

Si te fijas un marco de trabajo, y te esfuerzas por cumplirlo, verás que todas las tareas que tienes que hacer son un gran reto.

Poco a poco, entrarás en una rutina que te empujará a entrenar y a aprender un montón de cosas nuevas.

Además, realmente evolucionarás a nivel profesional y también a nivel personal.

Nunca podrás rendirte porque la satisfacción que obtendrás de ello te hará seguir adelante.

 

Para no rendirse nunca, hay que aprender todo lo que se pueda 

 

El conocimiento es poder.

Cuanto más aprendas, más conocimientos adquirirás y más cómodo te sentirás en lo que haces.

Tu trabajo y tu confianza aumentarán, y podrás establecer objetivos más fáciles de alcanzar.

En el marketing de red, no faltan los cursos de formación ni el apoyo (vídeos, podcasts, libros, etc.).

 

Ser resiliente 

 

Busca la definición de resiliencia en el diccionario, es una cualidad que te permite no rendirte nunca.

Verás que la resiliencia tiene muchas definiciones físicas y psicológicas, pero todas tienen que ver con la resistencia a los golpes.

En otras palabras, en nuestro caso, podemos decir que una persona es resiliente cuando es capaz de hacer frente a las dificultades.

Es cuando consiguen salir fortalecidos de sus experiencias y siguen teniendo confianza y optimismo.

Rodearse de personas resilientes es también una gran estrategia.

Piensa en tu patrocinador.

¿ Cómo consiguen no rendirse nunca ?

Lo más probable es que él o ella tenga esta cualidad.

Si lo piensas bien, él o ella no llegaron allí sin ser resilientes.

Con esto también comienza mi siguiente punto.

 

Los demás pueden hacerlo, ¿ por qué tú no ? 

 

No te digo que te compares con los demás.

Lo que digo es que tienes tanta capacidad como la gente que te rodea.

Y lo han conseguido gracias a su capacidad de no rendirse nunca.

Es una habilidad que puedes encontrar dentro de ti, ¡ úsala !

Las personas que te rodean deben ser una inspiración para ti.

Una vez más, apóyate en tu upline.

Su papel es ayudarte y acompañarte lo mejor posible.

Siempre hará todo lo posible para empujarte en la dirección correcta, siempre que también le cuentes tus dudas cuando surjan.

Para cerrar este artículo, me gustaría hablarte de este libro : ¿ Renunciar ? ¡ Nunca !

Es un libro de Virginie Delalande.

La personalidad y la trayectoria de Virginie Delalande son extraordinarias.

Cuando nació, los médicos fueron formales : la pequeña Virginie era sorda en grado sumo para siempre y nunca hablaría.

Sus padres decidieron luchar y Virginie recibió sesiones de logopedia durante los primeros 20 años de su vida, y aprendió a comunicarse.

Unos años más tarde, cuando le dijeron que era imposible, Virginie se convirtió en la primera abogada sorda de Francia.

Este libro es un compendio de fuerza, motivación y perseverancia, llevado a cabo con mucho humor.

Es una verdadera fuente de inspiración para no rendirse nunca.

Hasta pronto

Elsa del blog miguelbeni.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Descubre estrategias MLM
en internet únicas
en España

Recibe un email cada día donde te ensañaré a utilizar internet para prospectar de forma masiva y profesional.

miguelbeni.com Copyright 2021 © All rights Reserved

 

¿ Te ha gustado "Rendirte nunca en el marketing de redes : ¿ Por qué y cómo ?" ?

También te puede interesar estos 3 artículos :



error: Content is protected !!
Ir arriba